Selena Gómez hizo uso de su estilo de reina para defenderse de los comentarios negativos de las personas que juzgaban su cuerpo.

Selena Gómez
Selena Gómez | Fuente: Difusión

Selena Gómez es una cantante, empresaria y actriz estadounidense de 29 años de edad, quien entró al mundo de la actuación desde muy joven con papeles en series infantiles como Barney, con el pasar del tiempo participó en muchas otras series y películas, siendo la más reciente la serie de Hulu y Disney+ titulada Onle Munders In The Building, la cual fue muy alabada por la crítica y con una buena puntuación en general.

Selena Gómez
Selena Gómez | Fuente: Difusión

Selena Gómez también ha estado muy involucrada con el mundo de la música, teniendo recientes colaboraciones con diferentes artistas, siendo de gran llamativo que la mayoría han sido con cantantes de música en español o con raíces latinas.

 

 

Selena Gómez se defiende de los comentarios sobre su peso

A través de su cuenta de TikTok Selena Gómez respondió a aquellos que la criticaban por el peso que tenía la actriz hoy en día, alegando que ella estaba consciente de que ya no tenía el mismo cuerpo de antes, pero que no por eso se amaba menos y la verdad es que no le importaba los kilos que marcara la balanza sobre ella.

Honestamente, no me interesa mi peso, porque la gente se queja de igual forma… Eres demasiado pequeña, eres demasiado grande, eso no te sirve… ¡Perra, soy perfecta como soy!, se puede oír decir a Gómez en su video publicado en su cuenta de TikTok.

Selena Gómez habla de sus cambios de peso

No es la primera vez que la cantante habla sobre su cuerpo, ya que en anteriores entrevistas en programas al aire, Selena Gómez ha manifestado tener muchos cambios corporalmente por los medicamentos que toma para tratar su lupus, de la cual fue intervenida en el 2017 por un trasplante de riñón.

Sin embargo, Selena aclaró también que hubo un momento donde no se sentía comoda con su cuerpo, pues no estaba acostumbrada a cambios tan extremos, pero con el tiempo aprendió a amarse, pues unos kilitos de más no la hacían menos hermosa. También afirmó haber aprendido a no prestar mucha atención a los comentarios negativos, porque eso, a diferencia de su peso, si la harían sentir mal sin ningún motivo.