La intérprete fue hallada hoy sin vida en su vivienda en Camden, al norte de Londres.

EFE

La cantante Amy Winehouse fue hallada hoy sin vida en su vivienda en Camden, al norte de Londres.

Según información publicada por medios británicos, la intérprete se encontraba en proceso de rehabilitación por su adicción a la bebida y medicinas.

Mediante un comunicado de prensa emitido por los funcionarios de la policía metropolitana de dicha ciudad, quienes encontraron el cadáver, afirmaron que las razones del deceso son aún inexplicables.