Beyoncé debe estar odiando a alguien porque se ha filtrado una sesión de fotos pero sin retoque de Photoshop. Osea podemos ver las fotos de la cantante previo a la edición.

La sesión de fotos pertenece a una campaña de una marca de cosméticos en el año 2013. Antes de ser publicadas, las fotos pasan por una serie de ediciones pero estas fotos han sido filtradas sin retoque alguno.

Recordemos que en el pasado Beyoncé ha sido acusada de exagerar del Photoshop en sus fotos, incluso con aquellas fotos que son personales y sube a su cuenta de Instagram.