Beyoncé y Jay-Z trabajan duramente en la industria musical y sus esfuerzos han dado frutos, unos frutos millonarios para ser exactos. Estos dos gigantes de la industria discográfica concibieron Lemonade como una fuente de ingresos inagotable. Nos hicieron creer que su matrimonio pasaba por una crisis difícil de superar, o al menos eso se deducía de la polémica letra (Mi padre me advirtió sobre los hombres como tú/ Hoy me arrepiento de haberme casado/ Si intentas esto nuevamente vas a perder a tu esposa), y consiguieron que se hablara de ello hasta el infinito.

Luego todo volvió de pronto a la normalidad y, antes de que nos diéramos cuenta, estaban de vacaciones en Hawaii. Fueron capaces de dominar la escena con este vaivén durante semanas: eran los protagonistas absolutos de los tabloides, sus nombres salían en cualquier conversación a pie de calle y sus idas y venidas alimentaban todo tipo de teorías en redes sociales.

Suponíamos entonces que este juego habría reportado suculentas ganancias, cosa que viene a confirmarse en la nueva lista de Forbes que atesora los nombres de las celebrities que más dinero han ganado en lo que va de año.

Beyonce ha generado ganancias de 54 millones y 53.5 por parte del productor. Lo realmente irónico de todo es que Taylor Swift, quien encabeza el ranking a título individual, podría haber superado a los Carter de seguir con Calvin Harris. Pero en estos casos, la unión hace la fuerza y Tom Hiddleston no tiene mucho que aportar al parecer.