Porque sabemos que se trata de un anuncio, que sino estaríamos como locos pensando que Taylor Swift está ingresada en la UCI de algún hospital estadounidense. La cantante es la protagonista del nuevo spot de Apple Music (la misma compañía con la que se medio peleó hace un tiempo) y la idea no podría estar más lograda. En él vemos a Taylor en una cinta de correr, rapeando y dándolo todo cuando, por culpa de una distracción, se pega el golpe de su vida contra el suelo.

Porque sabemos que se trata de un anuncio, que sino estaríamos como locos pensando que Taylor Swift está ingresada en la UCI de algún hospital estadounidense. La cantante es la protagonista del nuevo spot de Apple Music (la misma compañía con la que se medio peleó hace un tiempo) y la idea no podría estar más lograda. En él vemos a Taylor en una cinta de correr, rapeando y dándolo todo cuando, por culpa de una distracción, se pega el golpe de su vida contra el suelo. 

El anuncio nos muestra a una Taylor súper concentrada a punto de empezar su sesión de entrenamiento, luego va a su playlist y selecciona #Gymflow para darlo todo al mejor ritmo.

Y de repente, Taylor Swift se pone a rapear casi mejor que Kanye West, con movimientos y unas caras que son parainreíbes. Y con tanta emoción... se distrae, pierde el control y se cae con todas las consecuencias que tiene caerse de una cinta de correr. 

Este es el argumento del nuevo anuncio de Apple Music para anunciar otros tres meses de música por streaming gratis.