Mantuvo la chela por mucho tiempo sin tragar y no resistió.

rpp

Uno de los concursantes que subió para llevarse el premio con el juego del embudo de cerveza no resistió la presión y terminó botando la chela en el escenario.

"Negro" cómo lo llamaban sus amigos para alentarlo, pudo tomar toda la cerveza del embudo en solo 36 segundos, pero una vez terminado su turno no pudo resistir y expulsó la chela en pleno concurso.

A pesar del mal rato, ganó el primer lugar de la competencia y además ganó una anecdota que contarle a sus patas.