Un sepulturero no tuvo mejor idea que ayudar a realizar uno de los hechos más insólitos de los últimos tiempos, al posar junto a un cadáver y un familiar del mismo.

difusion

Un sepulturero no tuvo mejor idea que ayudar a realizar uno de los hechos más insólitos de los últimos tiempos, al posar junto a un cadáver y un familiar del mismo.

Esto ocurrió en la provincia de Alicante, al este de España, donde finalmente el guardían no fue despedido pero si obtuvo nuevas funciones lejos del cementerio.

La fotografía fue tomada por los familiares del fallecido que abrieron para enterrar a otro pariente en el mismo lugar. Por esa razón, el trabajador no fue despedido porque dijeron que no había actuado de mala fe, y que la imagen fue difundida por los mismos familiares.

Esta imagen aunque no lo creas fue compartida por Whatsapp por parte de una sobrina del familiar y sin querer se convirtió en un viral de las redes sociales ¿Qué opinas?