Amber Heard habría recurrido a sus amigos para que la apoyen económicamente para pagarle a Johnny Depp.

Amber Heard habría pedido dinero a amigos, y la dejaron en ‘visto’
Amber Heard habría pedido dinero a amigos, y la dejaron en ‘visto’ | Fuente: IG pagesix

El divorcio y juicio entre Amber Heard y Johnny Depp culminó y la actriz de ‘Aquaman’ tiene que pagarle una indemnización al actor de ‘Piratas del Caribe’.

Cerca de 10 millones de dólares debe pagar Amber Heard a su ex esposo, tras el veredicto del jurado, y ante esto, fuentes internacionales señalan que la actriz buscó apoyo de sus amigos, pero parece no haber tenido una respuesta positiva.

 

¿A qué amigos pidió ayuda Amber Heard?

Según Go News, Amber Heard busca cubrir el pago que debe hacerle a Johnny Depp con ayuda de sus amigos, entre ellos, figuras importantes de la industria cinematográfica y reconocidos del medio como Elon Musk, Margot Robbie, Kristen Stewart y Cara Delevingne. El medio internacional describió que sus amigos estarían ‘visteándola’, ya que estaría buscando obtener 10.350.000 dólares para hacerle el pago a su ex esposo.

“Amber se ha acercado a varias de sus compañeras de fiestas con la esperanza de que la ayuden con un lugar donde quedarse. Ella está siendo desairada y, en muchos casos, completamente ghosteada”, fue lo escrito por Go News refiriéndose a Amber Heard.

Cabe recordar que Elon Musk fue citado durante el juicio, al ser uno de los implicados en haber tenido cercanía con Amber Heard, iba a declarar para apoyar a la actriz, sin embargo, decidió no asistir a los tribunales.

La decepción de Amber Heard tras perder juicio contra Johnny Depp

Cabe recordar que, cuando Amber Heard perdió el juicio contra Johnny Depp, la actriz se manifestó por redes sociales, catalogando al veredicto como un retroceso para las mujeres: “Estoy aún más decepcionado con lo que este veredicto significa para otras mujeres. Es un retroceso (…) Es un retroceso a un tiempo donde las mujeres que hablaban podían ser humilladas y avergonzadas públicamente. Es un retroceso sobre la idea de que la violencia contra las mujeres no debe ser tomada seriamente”.