Un gato mostró lo mucho que extraña a su dueña, luego de ver la cámara de seguridad mientras lloraba

Gato llora frente a cámara de seguridad por quedarse solo en casa
El gato que llora por su dueña | Fuente: Youtube | Fotógrafo: Youtube

Las mascotas y sus dueños crean lazos tan fuertes, que perduran a lo largo de los años. Pueden pasar muchas cosas, pero las mascotas siempre estarán ahí para quien las cuida. Sin embargo, algunos animalitos no suelen ser tan sentimentales. Quizá esperas ver a un perro quien tiene muchos sentimientos por su ‘amo’, pero en este caso, veremos a un gato que llora ante la ausencia de su dueña.

El gato que llora por su dueña

Fufu es el nombre del gato de raza British Shorthair que enternece las redes, luego de mostrarse llorando frente a una cámara de seguridad que dejó su dueña. Resulta que la dueña se fue a celebrar el Año Nuevo Chino con sus padres durante todo el fin de semana, dejando a su gato comida y agua suficiente para que la esperara. Su preocupación era que el gato quizá no se acostumbre a nuevos lugares, ya que sólo tenía 2 años, por ello, compró una cámara de vigilancia para poder estar al tanto de su mascota.

Sin embargo, a pesar de tener comida y agua, Fufu no consideró esto lo más importante para el, sino la ausencia de su ama.

¿Qué provocó las lágrimas de Fufu?

La cámara de seguridad que compró su ama, contaba con parlantes incorporados, donde podía comunicarse con él a cualquier distancia. La dueña le habló al gato diciéndole: “¿Me extrañas?”, lo que provocó en el gato una reacción de preocupación, ya que la escuchaba, pero no la veía, se acercó a la cámara con los ojos llorosos, mirándola fijamente mientras intentaba entender qué sucedía. Este momento se volvió viral en poco tiempo, mostrándonos los sentimientos de un gato que extraña mucho a su dueña.

Si bien, no es muy común ver a un gato derramar lágrimas, y se asocia mayormente a enfermedades, la dueña de Fufu lo llevó al veterinario para ver si algo le sucedía, pero le dijeron que el gato se encontraba en perfectas condiciones. Solo fueron lagrimas de tristeza.